El Pueblo Fantasma de Real de Catorce - Escapadas por México Desconocido
Escapadas
El Pueblo Fantasma de Real de Catorce
San Luis Potosí Real de Catorce

El Pueblo Fantasma de Real de Catorce

Este Pueblo Mágico se caracteriza por el misterio y las leyendas. ¡Atrévete a conocerlo!

Por:
Foto: Charlie Llewellin

Si de pueblos encantados hablamos, hay uno en particular tan misterioso que parece salido de la fantasía. Se trata del Pueblo Mágico de Real de Catorce en San Luis Potosí, un lugar verdaderamente sorprendente, lleno de historia, leyendas y tradiciones.Además, tiene una atmósfera peculiar que le da un aire de pueblo fantasma.

Aquí se mezclan los colores de los huicholes con las leyendas de la época colonial. Si te gusta la aventura, el misticismo y la naturaleza no puedes dejar de visitar este lugar resguardado por la sierra.

Real de Catorce, un lugar congelado en el tiempo

Fotografía: Nirvana González

Real de Catorce fue nombrado Pueblo Mágico en el 2001 y hoy en día es un lugar dedicado al turismo y la preservación de sus tradiciones. Aquí encontrarás los restos de un pueblo minero que se mezcla con la cultura y tradición huichol.

Para ingresar al pueblo tienes que atravesar el túnel Ogarrio, un recorrido de 2.3 kilómetros a través de las entrañas de la sierra. Las casas coloniales, calles empedradas y hermosas montañas te darán la bienvenida a este espacio congelado en el tiempo. Aquí no tendrás señal de teléfono y son pocos los lugares que cuentan con internet, por lo que en verdad es una escapada ideal para despejarte de todo y disfrutar de las maravillas del desierto.

Debido a su encanto colonial y su vibra tan tranquila, Real de Catorce es uno de los pueblos más visitados. Se encuentra a tan sólo 4 horas y media de la ciudad de Monterrey y a tres horas de la capital de San Luis Potosí.

Además de su historia minera y leyendas coloniales, aquí encontrarás los colores, artesanías y tradición del pueblo wixárika. Podrás verlos alrededor vendiendo sus artesanías. También podrás visitar uno de sus centros ceremoniales, el Cerro del Quemado, considerado el obligo del mundo. Aquí podrás aprender más sobre su cosmovisión y sobre el uso que ellos le dan a la planta del peyote. ¡Recuerda siempre ser respetuoso con su cultura, tradición y creencias!

El Pueblo Fantasma, las leyendas del lugar

Fotografía: Adam Jones

Las primeras minas de Real de Catorce fueron descubiertas en 1772, alcanzando su gran esplendor en 1788, siendo la fundación oficial de Real de Catorce y teniendo la llegada de un gran número de mineros que acudieron al pueblo para establecerse. Real se convirtió en uno de los principales productores de plata del país, junto con Zacatecas y Guanajuato.

En 1905, el pueblo empezó a caer en declive debido a los métodos obsoletos de explotación minera. Además, en 1910 con la llegada de la Revolución Mexicana, el trabajo, tanto como el comercio disminuyeron, dejando al pueblo en el abandono.

Hoy en día, cuando llegas a Real de Catorce, es posible visitar el primer establecimiento en el abandono. Sobre la sierra, por un camino de terracería y pedrería, se localizan las ruinas los edificios que formaron las haciendas de beneficio de Minas de Concepción y el tiro del Compromiso. Actualmente se le conoce a este lugar como “Pueblo Fantasma“.

El recorrido lo puedes hacer en caballo con algún guía turístico o bien caminando. Toma en cuenta que es un camino por la sierra y el desierto, por lo que te recomendamos llevar calzado y ropa cómoda.

En tu visita al Pueblo Fantasma, podrás visitar también una de las minas del lugar, en completa oscuridad y escuchar las leyendas que rodean la zona.

El Jergas, el minero del Pueblo Fantasma

La leyenda minera más famosa de Real de Catorce es la de “El Jergas”, un fantasma minero que falleció hace mucho tiempo mientras trabajaba.

Cuentan los mineros que este ente se aparece vestido de ingeniero, dando órdenes de seguirlo hasta las entrañas de las minas. Muchos coinciden con que las intenciones del Jergas son buenas, debido a que usualmente guía a los mineros hacia los abastecimientos de plata. Pero lamentablemente, debido a que los conduce por caminos desconocidos, estos terminan perdiéndose.

Dicen que en ocasiones el Jergas deja rastros para encontrar a los mineros perdidos, y cuando estos son hallados, sus bolsillos están llenos de plata.

De una u otra manera, muchos aseguran haberlo visto durante su recorrido por las minas y se advierte a no seguirlo, ya que, a pesar de que sus intenciones son buenas, no siempre termina bien su ayuda.

Dónde dormir

Conoce más de Real de Catorce